miércoles, 13 de abril de 2011

EMBARAZO Y TRASTORNOS MENORES

           

Teniendo en cuenta que los cambios fisiológicos que ocurren durante el embarazo acaban por afectar a casi todos los órganos y sistemas, la gama de trastornos menores no tiene nada que envidiar, por su variedad, a las enfermedades más graves que pueden producirse durante el mismo. Como ejemplo, baste citar (Tabla 1) los trastornos que se manifiestan en la piel.




TRASTORNO
Arañas vasculares
Hemoangiomas
Sudoración
Aumento de la secreción sebácea
Acné
Aumento de la pigmentación
Hirsutismo
Estrías
Grietas en el pezón
Gingivitis


Tabla 1. Problemas de piel más frecuentes en el embarazo.

Los trastornos gastrointestinales, además de las náuseas y los vómitos iniciales, tienen también una destacada presencia en el embarazo: meteorismo, pirosis, retraso del vaciado gástrico, reflujo gastroesofágico y, cómo no!, estreñimiento.